Durante la tarde de este miércoles, los tres sindicatos de TVN hicieron una declaración pública en la que establecen los parámetros para el fortalecimiento del canal, construyendo un nuevo modelo. 

Nosotras y nosotros, trabajadores de Televisión Nacional de Chile, hacemos un llamado a la sociedad toda, sus organizaciones sociales, organizaciones políticas, personalidades de la cultura, de las comunicaciones, de la ciencia, de la educación y de las artes, a levantar un Proyecto de Televisión Pública, en que transformemos TVN en una poderosa Plataforma Multimedia que represente los anhelos y objetivos nacionales colectivos, más allá de los intereses particulares, legítimos pero parciales.

El modelo actual fracasó, está caduco y debe cambiarse. Un nuevo modelo es urgente. Es la hora ya. Antes que se destruya TVN, que debe ser el cimiento a partir del cual se construya un nuevo proyecto.

TVN necesita una nueva ley que asegure el cumplimiento de la Visión y Misión que Chile le confirió a comienzos de los años 90: asegurar el derecho a la información, a la creación y a la libertad de opinión, con objetividad e independencia editorial y económica de los gobiernos de turno.

Un modelo:

  • Donde la sociedad se vea de verdad representada
  • Que garantice la gestión eficaz, responsable y transparente
  • Que tienda a la optimización de recursos, a la innovación y creatividad independiente de los poderes políticos y económicos
  • Imparcial, pluralista, objetiva, veraz y creíble.
  • Que su objetivo sea la rentabilidad social y no económica, que no justifica su existencia.
  • Que promueva la participación ciudadana y garantice su acceso
  • Que fomente y difunda la cultura

En tiempos turbulentos y de emergencia son muchos los peligros que acechan la existencia misma de una  TV pública.

Llegó la hora de terminar con la lógica del autofinanciamiento, que contiene su propia destrucción. La competencia con medios privados de mayores espaldas financieras nos ha conducido a una homologación de contenidos en sus formas y medios. La necesidad de comunicaciones audiovisuales públicas persiste y más aún  en estos tiempos de saturación e intoxicación informativa.

Hablamos de un requisito fundante de la democracia.

Este nuevo proyecto debe contener financiamiento independiente de la promoción de consumos comerciales y ser profundamente innovador en las redes en que se desplegará.

En estos meses de tragedia hemos comprobado, como ejemplo, la potencia de programas como TV Educa Chile o las experiencias de plataformas de comunicaciones que podríamos utilizar como palancas de modernización del país a partir de los desarrollos tecnológicos posibles para una TVN que se transforma.

Revisa la nota original en el siguiente link: http://www.sindicato2tvn.cl/2020/07/08/por-una-nueva-television-publica-como-plataforma-multimedia-al-servicio-de-las-chilenas-y-chilenos/