Según nos comentó Álvaro Venegas, vocero del Movimiento Autónomo Ñublesinos de Esfuerzo y Valor (MAÑEV), el Instituto de Previsión Social generó una demanda en contra del Club Deportivo Ñublense Sociedad Anónima Profesional por una suma de $81.021.873 debido a las cotizaciones impagas de sus trabajadores.

Dicha situación fue difundida y expuesta por MAÑEV, quienes por medio de una carta afirmaron que «nos avergüenza que el nombre de nuestro club una vez más se vea involucrado en hechos de este tipo que riñen, no solo con lo legal, sino también con la ética deportiva y se contraponen totalmente con nuestra historia, forjada por hombres y mujeres de esfuerzo y valor».

Según consignó el apartado El Deportivo del medio La Tercera, el gerente del equipo, Hernán Rosemblum, aclaró que se encuentran muy molestos por la decisión de MAÑEV de hacer público el proceso judicial. Y agregó que «no hay una resolución. Ni siquiera hemos sido notificados. El daño es enorme. La demanda es verdadera, pero es una falsedad tremenda decir que se le adeuda a los trabajadores, aún cuando ese juicio se llegue a resolver en nuestra contra. Pasa que el problema es con el IPS».

En la misma línea Rosemblum añadió que lo acontecido es producto de «una diferencia por las tasas de accidentalidad. Cuando hay más licencias, van aumentando las tasas en el IPS y a veces hay errores de comunicación, como que no se informa que ha subido la tasa. Por lo tanto, durante todo este tiempo hemos pagado una tasa, y nos informaron que era una tasa errónea, más baja».